¿Cómo alisar el cabello que es naturalmente rizado?

El cabello rizado es hermoso y natural; pero a veces las chicas con cabello rizado buscan los estilos suaves y elegantes que se ven tanto entre las celebridades y las modelos. Aunque siempre es posible utilizar alisadores químicos para alisar el cabello rizado, estos productos suelen ser muy agresivos y pueden terminar haciendo que tu pelo se vuelva crespo y rebelde. Utiliza productos especialmente diseñados para proteger el pelo rizado siempre que vayas a intentar alisarlo. De este modo serás capaz lograr un estilo que va a durar todo el día -o por lo menos hasta que estés lista para recuperar la forma original de tu cabellera- sin sufrir molestas consecuencias.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Plancha alisadora de pelo
  • Acondicionador
  • Aerosol protector para el cabello
  • Aerosol o enjuague abrillantador

Instrucciones

  1. Lava tu cabello con cuidado. En lugar de frotar con fuerza el champú, peina el producto a través de los mechones con los dedos para no encresparlo innecesariamente y para no hacer que se enrede y rice todavía más. Utiliza un acondicionador nutritivo y denso al final, y déjalo penetrar durante dos minutos o más antes de enjuagar. El cabello rizado a menudo tiende a resecarse, así que al asegurarte de que está bien hidratado, conseguirás que sea más fácil de alisar.

  2. Seca tu cabellera dando palmadas suaves con una toalla después de salir de la ducha. No frotes ni tuerzas los mechones. Esto sólo hará que se encrespen. Seca los mechones con ayuda de la toalla hasta absorber el exceso de humedad y luego aplica la secadora.

  3. Divide tu cabello en cuatro secciones y sujétalas una por encima de la oreja en la parte superior izquierda de la cabeza, una en la parte superior derecha y las dos restantes debajo a cada lado de la oreja. Ahora deberás repasar con la secadora estas secciones de una por una para asegurarte de que queden lisas y brillantes. Trabaja una sección a la vez tensando los mechones completamente con un cepillo ancho tipo paleta.

  4. Aplica un producto protector térmico en aerosol a través de todo el pelo una vez que lo hayas secado. Calienta la plancha a un nivel alto, pero cuida que no despida humo o vapor cuando repases los mechones. Recuerda sujetar las secciones de cabello y ve soltándolas de una en una para ir alisándolas cuidadosamente.

  5. Sujeta la plancha y presiónala para recorrer mechones de entre 1 y 1 1/2 pulgadas de grosor, comenzando tan cerca del cuero cabelludo como sea posible. Mueve la plancha lentamente por el cabello, teniendo cuidado de no crear pliegues ni de detenerte en una sola parte por mucho tiempo. Al llegar a los extremos, voltea con cuidado la muñeca para adentro o para afuera para crear una suave onda en las puntas.

  6. Completa toda tu cabellera y dale un acabado con un producto en aerosol de alta fijación. Si vives en un clima húmedo, lleva una lata pequeña de fijador para controlar las secciones que amenacen con volver a rizarse.

Más galerías de fotos



Escrito por kay ireland | Traducido por pei pei