Alimentos ricos en zinc y vitamina B

El zinc y la vitamina B son nutrientes esenciales que ayudan a tu cuerpo a crecer, sanar y usar la energía eficientemente. El zinc mantiene la función inmune, ayuda a sanar las heridas y promueve la síntesis de ADN. Las vitaminas del complejo B regulan las enzimas y procesos que convierten la comida en energía. Las dietas insuficientes en cualquiera de estos dos nutrientes llevan a una disminución de la energía, el apetito y a una función inmune debilitada, pero ciertos alimentos energéticos te ayudan a asegurarte de obtener una ingesta adecuada.

Fuentes animales


Las ostras están cargadas con 74 miligramos de zinc por porción.

Los mariscos son la fuente animal más abundante en zinc y vitamina B. Una sola porción de 3 onzas de almejas u ostras te proporciona casi el 500 por ciento de la dosis dietaria recomendada de zinc y más del 1,000 por ciento de vitamina B-12. El pollo, el cerdo y la carne de res también son ricos en ambos nutrientes.

Fuentes vegetales


Los cereales fortificados ofrecen el 25 por ciento de la dosis diaria de zinc y múltiples vitaminas B.

Los cereales de desayunos suelen estar fortificados con micronutrientes, ofreciendo casi el 25 por ciento de la dosis diaria de zinc y al menos el 25 por ciento de las vitaminas B-2, B-6 y B-12, dependiendo de la marca. Los garbanzos (chickpeas) y otras legumbres también son fuentes de buena calidad.

Otras fuentes

Los productos lácteos, como el yogurt y la leche, tienden a ser altos en vitaminas del complejo B y zinc. Los huevos, específicamente la yema, también contienen el 10 por ciento de la dosis diaria recomendada de zinc y el 10 por ciento de la vitamina B-12.

Más galerías de fotos



Escrito por derek bryan | Traducido por paula ximena cassiraga