Alimentos y especias antiinflamatorios

Las enfermedades cardiovasculares, diabetes tipo 2, la artritis, el cáncer y la enfermedad de Alzheimer son enfermedades distintas con una causa determinada subyacente: la inflamación crónica. Sólo recientemente reconocida e investigada, se cree que la inflamación crónica está vinculada a diversas enfermedades, de acuerdo con los Centers for Disease Control and Prevention (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades). Si estás preocupado por la inflamación crónica o tiene una enfermedad vinculada a la inflamación crónica, ciertos alimentos y especias han demostrado propiedades antiinflamatorias que pueden ayudar.

Inflamación crónica


Una mala alimentación contribuye a la inflamación crónica.

La inflamación es una respuesta inmune normal, aguda o de corto plazo a las enfermedades y lesiones, sin embargo, si se dan las condiciones adecuadas en el cuerpo, una especie de inflamación crónica de bajo grado puede persistir y puede dañar potencialmente las células y tejidos. Factores del estilo de vida como una mala alimentación, el tabaquismo, la falta de ejercicio y el estrés crónico son varias las fuerzas detrás de la inflamación crónica, de acuerdo con los Centers for Disease Control (Centros para el Control de Enfermedades). Comer demasiados alimentos altamente procesados​​, azúcares y los tipos equivocados de grasa ponen al cuerpo en un estado de estrés fomentando la inflamación crónica.

Grasas antiinflamatorias


Los peces de agua fría son una rica fuente de grasas omega-3.

La dieta estadounidense típica contiene demasiadas grasas que promueven la inflamación como las grasas saturadas, grasas trans y grasas omega-6, de acuerdo con Monica Reinagel, autora de "The Inflammation Free Diet Plan" (El plan de la dieta libre de inflamación). Las proteínas animales procedentes de fuentes terrestres son ricas en grasas saturadas y grasas omega-6, mientras que las grasas trans se encuentran en los alimentos procesados​​, como panecillos y bocadillos. Las grasas omega-6 que promueven la inflamación también se encuentran en la margarina y ciertos aceites vegetales como el aceite de girasol, de maíz y de soya. Las grasas omega-3 son antiinflamatorios y se encuentra en los peces de agua fría como el atún, el salmón y la caballa, así como en las semillas de lino y el aceite de semillas de lino. Las grasas monoinsaturadas se encuentran en el aceite de oliva, los aguacates y la mayoría de las nueces también tienen propiedades antiinflamatorias. Elegir más grasas antiinflamatorias en tu dieta, limitando las grasas que ocasionan inflamación te ayudará a reducir la inflamación crónica.

Antioxidantes en frutas y vegetales


Las verduras son ricas en antioxidantes.

Los antioxidantes son compuestos que se encuentran en ciertos alimentos que ayudan a aliviar una condición celular perjudicial conocido como estrés oxidativo, lo que contribuye a la inflamación crónica, de acuerdo con Nancy Appleton, autora de "Stopping Inflammation" (Deteniendo la inflamación). Una variedad de verduras son ricas en antioxidantes, incluyendo pimientos, cebollas, brócoli, coliflor y las espinacas, así como las zanahorias y las papas dulces. Las frutas también son ricas en antioxidantes, las bayas como los arándanos y frambuesas ofrecen las fuentes más poderosas. Elegir una variedad de frutas y verduras de diferentes colores te dará la mejor mezcla de antioxidantes.

Especias antiinflamatorias


Muchas especies tienen propiedades antiinflamatorias poderosas.

Una selección de especias son conocidas por sus propiedades antiinflamatorias por sus potentes niveles de antioxidantes. Estas especies incluyen el ajo, la cúrcuma, el jengibre, pimienta, canela y pimentón, según Reinagal. Así que pon especias a tu comida y mejora tu calidad antiinflamatoria de tu dieta. Probar nuevas comidas típicas como la Thai o india puede abrir la puerta a muchos de estos sabores antiinflamatorios

Pruébate

Un simple análisis de sangre evalúa los niveles del biomarcador, proteína C-reactiva y puede indicar si la inflamación crónica puede ser una preocupación para ti. El estilo de vida juega un papel importante en lo que respecta a la inflamación crónica en el cuerpo, y las decisiones que tomas pueden ayudar a protegerte contra esta enfermedad dañina.

Más galerías de fotos



Escrito por robert phillips | Traducido por esteban arenas