Alimentos para el desayuno bajos en grasa y en azúcar

El desayuno americano típico a menudo está cargado de nocivas grasas saturadas y azúcar; tocino graso, cereales azucarados y panqueques bañados en jarabe azucarado, que te hacen sentir fatigado antes de comenzar el día. La buena noticia: Muchos alimentos bajos en grasa y en azúcar están disponibles para crear desayunos que no sólo son deliciosos y abundantes, sino además te alimentan con energía de larga duración.

Cereales integrales

Los cereales integrales son excelentes adiciones para tu desayuno. Los alimentos como el pan integral, arroz integral, avena y quinua hacen que te sientas satisfecho mientras le proporcionan a tu cuerpo nutrientes valiosos. Además de ser bajos en grasa y azúcar, son una buena fuente de vitaminas del complejo B, que ayudan a convertir los alimentos en energía. Lee las etiquetas para asegurarte de que no estás comprando alimentos que contienen azúcar y saborizantes artificiales. La avena natural cubierta con bayas frescas y leche descremada es un desayuno lleno de energía con bajo contenido de grasa y azúcar.

Claras de huevo

Las claras de huevo son un desayuno repleto de proteínas que prácticamente no tiene grasa y ni azúcar. Una porción de 3.5 onzas contiene tan sólo 0.17 gramos de grasa y 0.7 gramos de azúcar, sin embargo, proporciona 10,9 gramos de proteínas. Dado que la yema contiene colesterol, las claras de huevo son una excelente opción para las personas que hacen dieta y los interesados ​​en sus niveles de colesterol. Usando aceite en aerosol con poca grasa, crea una tortilla con dos claras y llénala con verduras salteadas o mezcla las claras de dos huevos con vegetales picados y condimentos frescos.

Frutas nutritivas

Las frutas pueden ser parte de un desayuno nutritivo que es bajo en grasa y azúcar. La mayoría también contiene fibra saludable, vitaminas y minerales. Las frutas, sin embargo, contienen azúcares naturales y algunas tienen un mayor impacto sobre la glucemia que otras. Limita el consumo de bananas, pasas y piñas, ya que son más altas en azúcar y aumenta tu consumo de frutas como melones y bayas con bajo contenido de azúcar. Incluye melones como el cantalupo (cantaloupe), el chino (honeydew) y bayas, como las moras y frambuesas. Añade una rodaja de melón jugoso o llena medio melón con bayas frescas como una guarnición saludable.

Vegetales nutritivos

Las verduras frescas añaden un toque especial a cualquier desayuno. Al igual que las frutas, son libres de grasa y están llenas de nutrientes y fibra. El maíz, remolacha, patatas, zanahorias y guisantes cocidos son ricos en almidón. Busca verduras sin almidón que sean naturalmente bajas en azúcar y calorías. Una gran variedad con bajo contenido de grasa y azúcar, tales como las alcachofas, espárragos, judías verdes, pepinos, coles, calabacines, espinacas, perejil, brócoli y pimientos están disponibles para crear desayunos saludables. Sirve una colorida mezcla de verduras salteadas en una cama de arroz integral para crear un elegante desayuno de fin de semana.

Productos lácteos bajos en grasa

Los productos lácteos como el suero de leche bajo en grasa, queso cottage, leche descremada, yogur natural bajo en grasa y carbohidratos son buenas opciones para un desayuno saludable. Son una buena fuente de calcio, que ayuda a construir y proteger los huesos y los dientes, y muchos productos lácteos fortificados también contienen vitamina D. Evita la leche con chocolate y yogures que contienen sabores azucarados. Cubre una rebanada de pan integral tostado con queso cottage y rodajas de tomate fresco o llena medio melón con yogur bajo en grasa o queso cottage sin grasa como un desayuno rápido y nutritivo para las mañanas apresuradas.

Más galerías de fotos



Escrito por karen curinga | Traducido por barbara obregon