Qué alimentos debes evitar comer si padeces de presión arterial alta y colesterol

Con frecuencia los niveles elevados de colesterol y la presión arterial alta no presentan síntomas, pero estos asesinos silenciosos te colocan en un riesgo elevado de sufrir enfermedades del corazón, accidentes cerebrovasculares y otras enfermedades cardíacas. Afortunadamente tu doctor puede detectar ambas afecciones con pruebas simples y puedes controlar tu colesterol y tu nivel de presión arterial realizando cambios en tu estilo de vida.

El colesterol y la presión arterial

Tu cuerpo contiene dos tipos de colesterol: la lipoproteína de baja densidad y la lipoproteína de alta densidad. La LDL, a menudo llamada colesterol malo, obstruye tus arterias, mientras que la HDL es el colesterol bueno que evita las obstrucciones. Tu presión arterial se refiere a la fuerza ejercida en tus arterias cuando la sangre circula en tu cuerpo. Un doctor o enfermera mide tu presión sanguínea en dos momentos, cuando tu corazón está en modo de contracción y cuando tu músculo cardíaco se relaja. Estas dos medidas, conocidas como presión sistólica y diastólica, indican la capacidad de tu sangre para llegar a órganos vitales como tu corazón y cerebro.

Efectos de la comida

Tu cuerpo genera todo el colesterol LDL que necesita, por lo que no requieres comer alimentos que contengan colesterol. Tu consumo de productos animales puede empujar tus niveles de LDL a límites poco saludables. Tu dieta y tu peso también afectan la producción de otro tipo de grasa en la sangre llamada triglicéridos. Técnicamente no es colesterol, pero la grasa en los triglicéridos también pueden obstruir tus arterias. El consumo excesivo de azúcar y alcohol puede elevar tus triglicéridos. Si tu dieta contiene demasiada sal, esto puede elevar tu presión arterial. Incluso si no añades sal a tu comida, puedes obtener más de lo que necesitas comiendo en restaurantes y consumiendo comida procesada.

Reduce la presión arterial

Entre los alimentos que debes evitar para reducir la presión arterial se encuentran todos aquellos que contengan sodio. Si tienes sobrepeso eliminar algunas libras puede ayudarte a reducir tu presión arterial, por lo que también debes restringir tu consumo de alimentos altos en calorías, incluyendo los dulces y las grasas. También puedes añadir alimentos a tu dieta para controlar la hipertensión o la presión arterial alta. La dieta Dietary Approaches to Stop Hypertension incluye el consumo de fruta, verduras y productos lácteos bajos en grasa. La dieta DASH incluye granos enteros, carne de aves, pescado y nueces.

Reduce el colesterol

Para reducir tu colesterol LDL come menos carne roja y otras proteínas grasas, incluyendo vísceras, yemas de huevo y productos de leche entera. También debes evitar las grasas trans encontradas en la margarina y el aceite vegetal hidrogenado. En vez de eso intenta cocinar y hornear con grasas monoinsaturadas como el aceite de oliva. Puedes ver la diferencia entre las grasas saludables y las no saludables al colocarlas en el refrigerador. Las grasas que se endurecen pueden bloquear tus arterias, mientras que la grasa que permanece en forma líquida puede ayudar a limpiar tus arterias. Entre los alimentos que debes añadir a una dieta para reducir el colesterol se encuentran aquellos que contienen fibra soluble como la avena y las manzanas. La proteína vegetal encontrada en las legumbres y las judías (kidney beans) también pueden ayudar a restaurar tu colesterol LDL a niveles saludables. Para mejorar tu colesterol HDL debes moverte. Un estilo de vida sedentario influye de forma negativa en tus niveles de HDL, pero el ejercicio puede mejorar tus números y tu salud.

Más galerías de fotos



Escrito por kathryn gilhuly | Traducido por juliana star