¿Qué alimentos puede cenar un paciente diabético?

Como los diabéticos se enfrentan a desafíos en cuanto a su salud cardíaca, el control del peso corporal y otros temas relacionados con la dieta, necesitan consumir menos grasas y azúcar, y más fibra dietaria. Una vez que aprendas qué alimentos cumplen con estos criterios, las opciones para cocinar la cena se amplían. Debes centrarte en fuentes de proteínas e hidratos de carbono con poco contenido graso, alimentos con abundante fibra, y frutas y verduras con abundante vitaminas. Además, respeta el plan médico para obtener proporciones de almidón y azúcar natural en las comidas.

Frijoles y arroz

Como platillo para la cena, los frijoles y el arroz proporcionan una intensas proteínas, poca grasa, y muchas vitaminas y minerales. Abundantes frijoles y arroz generan saciedad gracias a su gran proporción de fibra dietaria, que te ayuda a controlar tu peso con una comida completa. La Asociación Estadounidense sobre la Diabetes (ADA por sus siglas en inglés) recomienda en consumo de legumbres, como lentejas, guisantes, garbanzos y frijoles pintos, negros, blancos, frijoles de lima, rojos y otros tipos de frijoles secos cocidos varias veces por semana. El arroz integral y otros granos integrales, como bulgur y zizania, complementan a los frijoles en sabor y en nutrición.

Pescado

Entre los alimentos proteicos de origen animal, el pescado cuenta con el mejor perfil graso. A diferencia de las carnes, el pescado tiene un mayor porcentaje de ácidos grasos insaturados beneficiosos que de grasa saturada, la cual puede ser perjudicial en cantidades abundantes. Puedes disfrutar de pescados como salmón, halibut, bacalao y eglefino por sus contribuciones de proteínas y vitamina B a la dieta. La Asociación Cardíaca Estadounidense recomienda asar a la parrilla, asar al horno o hervir el pescado sin grasa para reducir las complicaciones de la diabetes, como la enfermedad cardíaca y el aumento de peso.

Omelet

Los huevos son otra fuente de proteína de origen animal recomendada por la ADA, siempre que se cocinen con poca grasa, o sin nada. Los diabéticos pueden comer tortillas de verduras para aumentar los niveles de vitaminas y minerales, como hierro y vitamina B, a partir de los huevos. Evita el consumo de queso graso y rellena las tortillas con tomate o espinaca cocida para obtener grandes cantidades de vitaminas antioxidantes A, C y E con tan sólo un puñado de verduras.

Verduras como guarnición

Para los diabéticos las batatas son opciones superiores entre la lista de verduras con almidón, ya que contiene abundante cantidad de fibra, vitamina A y potasio. La ADA señala que, aunque su sabor es dulce, las batatas liberan glucosa hacia el torrente sanguíneo con más lentitud que otras variedades de patatas. Entre las verduras sin almidón, el cielo es el límite, ya que la mayoría proporcionan gran contenido de fibra y bajo contenido de grasa y el azúcar que los diabéticos necesitan. Las verduras nutritivas incluyen lechuga romana, brócoli, coliflor y col rizada.

Más galerías de fotos



Escrito por nancy clarke | Traducido por vanesa sedeño