Alimentos y bebidas que son más dañinos para tus dientes

Una buena salud dental es importante para tu bienestar general. Aunque cepillar tus dientes después de cada comida, utilizar hilo dental diariamente y reservar revisiones dentales regulares son pasos importantes para evitar la caries dental, los alimentos que consumes son un factor en tu salud dental también. Demasiados alimentos incorrectos o consumir alimentos en un momento inadecuado, podría provocar un daño irreversible. Saber cómo tomar elecciones de alimentación apropiadas para tus dientes dejará tu dentadura libre en los años por venir.

Alimentos azucarados

Las bacterias en tus dientes, que provocan la caries, aman el azúcar, ya que consumen azúcar y producen un ácido que desgasta tu esmalte dental. De hecho, la American Dental Association afirma que un refrigerio azucarado equivale a 20 minutos o más de ácido atacando tus dientes. Los dulces pegajosos, como los caramelos y las paletas, son particularmente malos porque los azúcares se adhieren a tus dientes. Los frutos secos, aunque son más saludables que los dulces, poseen problemas similares cuando se trata de tu boca. El Yale Medical Group sugiere comer golosinas azucaradas como parte de la comida en lugar de hacerlo como un refrigerio, lo que disminuirá la cantidad de tiempo que el azúcar estará en tu boca.

Almidones

Los alimentos almidonados, como las papas fritas y los panes suaves, poseen un problema similar al de las golosinas azucaradas. Estos alimentos se quedan atrapados en tus dientes y crean un medio de cultivo para las bacterias. Para limitar este efecto, evita los alimentos almidonados como refrigerio. Después de una comida con muchos alimentos almidonados, cepilla tus dientes tan pronto como sea posible para remover cualquier resto extra. Si no puedes cepillar tus dientes, enjuaga tu boca con agua para retirar cualquier residuo de alimento de tu boca.

Refrescos

Muchos refrescos contienen ácido cítrico, azúcar y ácido fosfórico, que erosionan el esmalte dental. Para una salud dental óptima, cambia los refrescos por agua fluorada. Si no puedes dejar el hábito de tomar soda, enjuaga tu boca con agua después de beber o mastica goma sin azúcar. Esto ayudará a que tu boca se deshaga de los ácidos dañinos.

Frutos cítricos

Los frutos cítricos, como los limones y las uvas, contienen altos niveles de ácido cítrico, que erosiona tu esmalte dental dejando tus dientes susceptibles a la caries. Aunque el consumo moderado de frutos cítricos frecuentemente no es algo de lo que hay que preocuparse, consumir limones o beber regularmente jugo de frutas puede provocar un año irreversible con el tiempo. De hecho, algunas personas han desgastado sus dientes por chupar limón con demasiada frecuencia. Para disminuir el daño que el ácido cítrico causa a tus dientes, evita cepillarlos inmediatamente después de comer frutos cítricos y utiliza un cepillo de cerdas suaves. El ácido cítrico debilita tu esmalte y un cepillado vigoroso podría provocar abrasiones dentales, de acuerdo con el Dr. Martin Addy de la Bristol University School of Oral and Dental Sciences.

Más galerías de fotos



Escrito por heather rutherford | Traducido por laura de alba