Alimentos que aumentan la densidad ósea

La densidad ósea es un término usado para describir la cantidad de mineral óseo en un área específica del hueso. Cuanta mayor sea la densidad de mineral óseo, menos posibilidad hay de tener una fractura o de desarrollar osteoporosis. Si tienes baja densidad ósea, los huesos pueden debilitarse y hay una mayor posibilidad de tener una ruptura o fractura y de desarrollar osteoporosis. La dieta puede desempeñar un papel importante para aumentar la densidad ósea, ya que los alimentos ricos en calcio y vitamina D pueden reducir el riesgo de osteoporosis y mantener la densidad ósea. Los suplementos dietéticos están también disponibles.

Alimentos ricos en calcio

Según el National Institute on Aging, necesitas calcio a lo largo de tu vida para construir y mantener los huesos fuertes y sanos. Los adultos de 50 años y mayores necesitan 1.200 miligramos de calcio cada día, los adultos menores de 50 años necesitan 1.000 miligramos de calcio cada día. Los alimentos ricos en calcio son la mejor fuente, como productos lácteos sin grasa o bajos en grasa, como leche, yogur y queso. Si eres intolerante a la lactosa, tal vez no recibas suficiente calcio de tu dieta. Existen productos sin lactosa, como leche, queso, helados y otros productos lácteos. Otras fuentes de calcio son los vegetales verdes oscuros, como el brócoli y la col rizada y los pescados aceitosos, como las sardinas y el salmón con espina. El zumo de naranja suele estar fortificado con calcio y algunos cereales tienen calcio añadido.

Vitamina D

La vitamina D es necesaria para absorber el calcio en el cuerpo. Los adultos mayores de 50 años necesitan de 800 a 1.000 UI de vitamina D diariamente, y los adultos menores de 50 años necesitan de 400 a 800 UI de vitamina D diariamente. Aunque tu cuerpo puede producir la cantidad necesaria de calcio necesario para un nivel saludable de la densidad ósea estando al sol durante unos 15 minutos por lo menos dos veces a la semana, esto no es siempre suficiente en los climas más fríos. La comida es otra fuente de vitamina D. Algunos alimentos con vitamina D incluyen hígado, huevos, pescados grasos como sardinas, salmón y atún, los que han sido fortificados con vitamina D, como leche, productos lácteos y cereales que han sido enriquecidos con vitamina D.

Suplementos a tu dieta

Si eres incapaz de obtener suficiente vitamina D del sol o de la dieta, podría ser necesario tomar un suplemento para aumentar la densidad ósea. Los suplementos de calcio también podrían ser necesarios. La vitamina D y los suplementos de calcio pueden adquirirse en el mercado extrabursátil y vienen en diferentes formas y fortalezas. Pueden tomarse por separado o como un suplemento de combinación.

Más galerías de fotos



Escrito por mary kelly | Traducido por maria gloria garcia menendez