¿Qué hace al agua de pozo segura para beber?

La mayoría del agua de pozo es segura para beber, pero puede haber riesgos para la salud asociados con el agua de pozo usada para beber. El agua de pozo puede contener microorganismos y sustancias químicas que te pueden enfermar. "A diferencia de los sistemas públicos de agua potable que sirven a muchas personas, las autoridades de salud pública no comprueban la calidad del agua de los pozos", dice Michael Gochfeld, M.D., Ph.D., profesor de medicina ambiental y ocupacional en la Robert Wood Johnson Medical School en Piscataway, Nueva Jersey. Eso significa que el dueño del pozo es responsable de asegurar que el agua de pozo es segura para beber.

Significado

Alrededor del 15 por ciento de los estadounidenses confían en el agua de pozo para beber, según la Environmental Protection Agency (EPA). El agua de pozo contaminada puede provocar náuseas, diarrea y vómitos y, potencialmente causar problemas de salud graves, como cáncer, trastornos renales y daño cerebral, dice el Dr. Gochfeld. Los contaminantes conocidos como nitratos son especialmente peligrosos para los niños, ya que pueden interrumpir el flujo de oxígeno en la sangre de bebés, según la EPA. La comprobación periódica de contaminantes, junto con otras medidas de precaución ayudará a asegurar que el agua de pozo es segura para beber.

Pruebas anuales

La EPA dice que el agua de pozo debe probarse cada año por bacterias y nitratos. Los pozos poco profundos están en mayor riesgo de bacterias que conducen a la diarrea y vómitos, según la EPA. Los pozos cerca de sistemas sépticos y ganado son susceptibles a los nitratos, ya que se derivan de los excrementos humanos y de animales. A partir de 2010, los laboratorios privados cobran US$10 a US$20 para la prueba de estos contaminantes, pero tu departamento de salud local te lo puede probar de forma gratuita, según la EPA. Para los pozos utilizados todo el año, la mejor época de hacer la prueba es a finales de verano. Para los campamentos y casas de veraneo, la EPA recomienda hacer la prueba cuando llegues a esos lugares.

Otras Pruebas

Los dueños de pozos deben hacer la prueba cada tres a cinco años por plomo, arsénico, radón, uranio y otros metales pesados​​, de acuerdo con Gochfeld. La EPA sugiere también hacer la prueba para estos contaminantes antes de utilizar el pozo la primera vez. Estas pruebas pueden costar entre varios cientos a varios miles de dólares, según la EPA. Si se encuentra un contaminante, los resultados incluirán la concentración del contaminante y si esta concentración excede la norma para el agua potable.

Ubicación del pozo

La EPA recomienda que los pozos estén a 50 pies de distancia de los tanques sépticos y patios de ganado, 100 pies de distancia de tanques de petróleo y del almacenamiento de estiércol líquido hermético y 250 pies de distancia de pilas de estiércol. Tu pozo también debe estar ubicado de manera que el agua de lluvia fluya fuera de él. El agua de lluvia puede recoger bacterias y sustancias químicas nocivas de la superficie de la tierra. Si se encharca cerca de tu pozo, podría filtrarse dentro.

Mantenimiento

El mantenimiento adecuado de tu pozo te ayudará a mantener tu consumo de agua potable seguro. La EPA recomienda inspeccionar periódicamente el pozo por grietas o corrosión en tubos, una tapa rota o faltante, y sedimentos y formaciones de grietas en las juntas de la superficie. Revisa periódicamente cualquier tanque de almacenamiento subterráneo que tengan aceite para calefacción, diesel o gasolina por fugas. Asegúrate de que el pozo esté bien protegido de los desechos de los animales domésticos, fauna y animales de granja. Minimiza el uso de fertilizantes y pesticidas, que pueden filtrarse al agua subterránea.

Filtros de agua

Los filtros y otros sistemas de purificación privados pueden ayudar a eliminar los contaminantes en el agua de pozo. Los que utilizan filtros de carbón eliminan el plomo y algunos metales pesados. Otros, como los sistemas de ósmosis inversa, quitan los contaminantes no necesariamente atrapados por los filtros de carbón. "Los filtros de agua te puede dar un poco de tranquilidad, pero todavía tienes que hacer una prueba porque los filtros no eliminan todos los contaminantes del agua de pozo", enfatiza Gochfeld.

Más galerías de fotos



Escrito por jan sheehan | Traducido por roberto garcia de quevedo