Cómo afilar una tabla de snowboard con una lima

Mantener tu tabla de snowboard en buen estado te permitirá obtener el rendimiento máximo cada vez que la uses. La primera tarea para poner a punto tu tabla es afilar los bordes; esto puede ayudar a que la tabla se abra paso con mayor facilidad entre la nieve, y a evitar que te resbales al descender por la pendiente. Puedes hacer que la tarea de afilado sea mucho más rápida y fácil, comprando una lima angulada en tu tienda de esquí o snowboard local; con esto también podrás mantener los bordes de tu tabla afilados para cada sesión.

Nivel de dificultad:
Fácil

Necesitarás

  • Lima angulada para esquí o snowboard
  • Rotulador mágico
  • Papel de lija o piedra de diamante para afilar

Instrucciones

  1. Marca los bordes de dedos y del talón en la tabla con un rotulador mágico. Coloca la lima angulada a 90 grados, si no vino con un ángulo preconfigurado para ti.

  2. Lima un borde de la tabla desde la punta hasta la cola. Siempre afila en esta misma dirección, usando movimientos cortos. Cuando el punto marcado se haya limado por completo, sabrás que ese borde está afilado.

  3. Afila el otro borde con la lima angulada, desde la punta hasta la cola, con movimientos cortos. Afila este borde hasta que la marca de rotulador no sea visible.

  4. Desafila un poco los bordes de la punta y la cola con un trozo de papel de lija o piedra de diamante. Esto ayudará a que los bordes de la tabla realicen los giros con mayor facilidad.

Más galerías de fotos



Escrito por courtney mccaffrey | Traducido por pau epel