¿Cómo afecta el baile al cuerpo?

Los bailarines son conocidos por ser flexibles y estar en buena forma. Además, ​​es cierto que el baile es una forma de entrenamiento vigoroso y que produce muchos beneficios para la salud. No sólo trabaja todos los grupos musculares, sino que también favorece la coordinación, la flexibilidad y la fuerza. La danza moderna o la aeróbica se enfocan en la coordinación, mientras que otras formas de danza, como el ballet, se centran más en la forma. Además, el baile es una forma de expresión personal y de disfrutar, lo que significa que es bueno para el cuerpo y la mente.

Control de peso

El baile es una forma de ejercicio aeróbico, lo que significa que es lo suficientemente vigoroso para elevar el ritmo cardíaco y la respiración. Si lo haces de manera regular, puedes bajar de peso tanto como lo harías con otras formas de ejercicio. Según la bailarina profesional Barbara Craddock, el ballet puede quemar mucho más cantidad de calorías que otras formas de danza. Una bailarina de ballet que pesa 150 libras puede perder hasta 432 calorías por hora. La salsa, los bailes de salón y los bailes de discoteca quedan en segundo lugar porque te ayudan a quemar alrededor de 396 calorías por hora. Las formas lentas de baile como el vals queman mucho menos, aproximadamente 216 calorías por hora.

Equilibrio y coordinación

Todas las formas de baile mejoran el equilibrio y la coordinación, aunque algunas son mejores que otras. Por ejemplo, el tango argentino consiste en dar muchas vueltas, pasos largos y giros de torso. Se requiere mantener un centro estable y equilibrado para asegurarte de no perder el paso a medida que giras y giras. El baile de salón, por su parte, se basa en gran medida en la coordinación, ya que todos los bailarines tienen que estar en sintonía con los demás para el desempeño del trabajo.

Postura

La danza trabaja los músculos y los tejidos que controlan la postura, según la bailarina profesional y entrenadora de rendimiento Christina Chitwood. Los músculos que se encuentra alrededor de la columna vertebral ayudan a mantener la postura. Si no tienes los músculos bien tonificados, estos tienden a trabajar más duro cuando bailas, provocando que te canses más rápidamente. El resultado será que vas terminar encorvado ya que no podrás mantener la postura. La danza ejercita el torso y los músculos del estómago, así como la parte posterior del cuerpo y los músculos que rodean la columna vertebral. Si entrenas obtendrás una mejor postura y un mejor tono muscular.

Tonificación muscular

El baile es especialmente bueno para los músculos de las piernas y de los glúteos. También trabaja las caderas, la espalda baja y el abdomen. Algunas formas de baile también trabajan los brazos y la parte superior del cuerpo. A medida que tonificas tus músculos, aumenta la flexibilidad, lo que te lleva a experimentar alivio en la espalda y aumentará tu resistencia.

Más galerías de fotos



Escrito por tammy dray | Traducido por xochitl gutierrez cervantes