¿Cómo conseguir que los adolescentes respeten a sus madres?

Como madre, tener el respeto de tu hijo adolescente es importante no sólo para la armonía de la familia, sino para su bienestar general. Un informe del 2004 por el Child Trends Research Center titulado "Parent-Teen Relationships and Interactions: Far More Positive Than Not" (Relaciones e interacciones entre padres y adolescentes: mucho más positivas que no) establece que los adolescentes que disfrutan de relaciones positivas con sus padres tienden a desempeñarse mejor académicamente, tienen una incidencia más baja en el consumo de drogas y son menos propensos a tener una vida sexual activa.

Da para recibir

Los padres a menudo quedan atrapados en la trampa de tratar a los adolescentes como si todavía fueran niños pequeños, sin embargo, estos últimos rápidamente se están convirtiendo en adultos y son mucho más maduros que lo que a menudo los padres piensan. Los adolescentes frecuentemente interpretan el comportamiento sobreprotector de sus padres como una falta de respeto ya que sienten que sus padres no están reconociendo que se están convirtiendo en adultos. Si esperas que tu hijo adolescente te trate con respeto también tendrás que darle el respeto que se merece. Como madre, debes dar a tu adolescente la libertad para que alcance su potencial a fin de prepararlo para cuando se vaya de casa, y dejar de tratar de protegerlo de todos tus miedos.

Demuestra equidad

Permite que tu hijo exprese su opinión sin tratar de amenazarlo o persuadirlo de que esté de acuerdo con tu posición. MayoClinic.com señala que es una parte natural del proceso de crecimiento de tu hijo el querer expresarse como individuo. Al tener un desacuerdo con tu hijo, déjalo que gane en los pequeños argumentos y no te rebajes a murmurar mientras se aleja. Sé firme con él cuando tengas que tomar una decisión para su seguridad, como prohibirle ir a una fiesta en la que creas que los demás adolescentes tomarán alcohol, pero tratando de controlarle cada acción y pensamiento que no tenga nada que ver con su bienestar es una receta para el desastre.

Sé enérgica

Los adolescentes a menudo afirman que están siendo tratados irrespetuosamente cada vez que sus padres no ceden. Con el fin de conseguir que tu hijo adolescente te respete como su madre, debes hacerte cargo de la situación cada vez que te acuse de ser irrespetuosa con él. Aclárale que le estás mostrando respeto al explicarle tu posición, en lugar de sólo emitir un ultimátum que debe cumplir. En un tono tranquilo, muéstrale a tu hijo adolescente que no lo has amenazado con castigarlo ni le has alzado la voz.

Mantente firme

Una vez que hayas dado la debida atención a una situación y tomado una decisión, debes estar dispuesta a hacer frente a las discusiones. En el momento en que haya llegado a la adolescencia, tu hijo habrá aprendido cómo hacer que sucumbas ante él. Sin embargo, permitirle a tu hijo que te convenza después de que hayas dicho que no sólo le enseñará que puede salirse con la suya si discute contigo el tiempo suficiente. Siendo tu postura firme, tendrás más éxito en conseguir que tu hijo adolescente te muestre el respeto que te mereces como su madre y figura de autoridad.

Más galerías de fotos



Escrito por nathan fisher | Traducido por erick montesdeoca