Actividades de similitudes y diferencias para niños

Los niños comienzan a notar las diferencias en las personas y los objetos a una edad temprana, pero tal vez no comprendan la totalidad del concepto de las cosas y las personas que son similares y diferentes. Actividades específicas para niños pueden ayudarlos a entender mejor el concepto, aprender a respectar a las personas por sus diferencias y también colocar las bases para el concepto básico matemático de igualdades y diferencias.

Entendiendo los conceptos de similitud y diferencia

Introduce el concepto de similitud y diferencia con objetos manipulables, como por ejemplo pequeños bloques para construir de varios tamaños, colores y formas, y colócalos frente a tu hijo. Deja que agarre dos de los bloques y pregúntale en qué se parecen. Tal vez sean del mismo tamaño, o del mismo color. Luego, pregúntale en qué son diferentes. Tal vez uno es un cuadrado verde y el otro un triángulo verde. Sácalos de la caja y ve si los puede clasificar en colores, y luego según la forma. Después, prueba dándole a tu hijo tarjetas ilustrativas con imágenes de niños de diferentes culturas. Atiende a qué es lo que observa en términos de las cosas que hacen que los niños en las imágenes sean parecidos, tal como su tamaño. Y también qué los hace diferentes, por ejemplo el color de su piel o la textura de su cabello.

Actividades de lectura

Leer con tu hijo es una manera excelente de ayudarlo a que entienda el concepto de similitudes y diferencias. Uno libro que deberías considerar, para niños de 6 años y más, es “"We Are Alike, We Are Different (Somo iguales, somos diferentes)" por Janice Behrens. Este libro enseña a los niños a celebrar sus diferencias y similitudes entre sus compañeros. Otro de los libros, para niños de 4 años en adelante, puede ser “Same, Same But Different (Iguales, iguales pero diferentes)" escrito por Jenny Sue Kostecki-Shaw, el cual explora las diferencias y similitudes entre dos amigos por carta que viven en diferentes partes del mundo.

Haciendo collages personales

Haz que toda la familia participe haciendo un collage con imágenes de las cosas que les gusta, como por ejemplo su color favorito, comidas, pasatiempos, vacaciones y juguetes. Cada integrante debe hacer su collage en diferentes partes de la casa. Recoge todos los collages cuando todos terminen, y junta a toda la familia. Haz que tu hijo adivine qué collages pertenecen a qué miembro de la familia, basándose en las imágenes. Pídele que busque las cosas que son similares entre algunos collages para ver que tan similares o diferentes son los miembros de la familia. Enfatiza que las diferencias que hay en los collages hacen que cada uno sea único.

Juegos de similitudes y diferencias

Invita a algunos de los amigos de tu hijo para hacer un juego que reforzará su comprensión de las diferencias y similitudes. Para uno de los juegos, haz que los niños escriban sus preferencias de cosas tales como su sabor de helado favorito, ropa preferida o película preferida. Coloca sus respuestas en una bolsa. Uno de los niños se para en el medio y saca un papel de la bolsa, y trata de adivinar quién hizo esa declaración. Cada niño solo puede intentar dos veces. Si acierta, puede seguir sacando papeles y adivinar hasta que se equivoque, luego otro niño tiene la oportunidad. Para una versión de “I Spy (Puedo ver)” da pistas a los niños sobre dos objetos similares o personas en la habitación y ve si los niños pueden adivinar. Puedes decir “Puedo ver dos camisetas con lunares” El primer niño que levanta su mano y nombra a los dos niños usando una camiseta con lunares gana los puntos.

Más galerías de fotos



Escrito por zora hughes | Traducido por liz mancilla