Actividades de pesaje para niños

Introduce a tu niño en el maravilloso mundo de las matemáticas mediante la planificación de las distintas actividades de pesaje. Estos ejercicios son un importante precursor de los conceptos matemáticos más avanzados. Muy pronto, podrás saber más sobre cuánto pesan cada uno de los juguetes de tu hijo de lo que te imaginas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Objetos domésticos al azar
  • Báscula digital
  • Báscula balanceada
  • 2 básculas de baño

Instrucciones

  1. Juega al juego de predicción "¿Qué es más pesado?". Reúne varios objetos de la casa y colócalos sobre la mesa; manzanas, tijeras o una baraja de cartas podían funcionar. Coloca la balanza digital en la mesa. Pásale dos de los elementos a tu hijo. Pídele que los sostenga en sus manos y predice cual va a ser más pesado. A continuación, pesa los objetos. Repite con otros pares de elementos.

  2. Compara los pesos utilizando una balanza. Los artículos pequeños, tales como clips de papel, canicas, imanes, dados o gominolas, se pueden utilizar para esto. Haz que tu hijo coloque un puñado de elementos aleatorios en cada lado de la balanza buscando conseguir que cada grupo se equilibre. Por ejemplo, ver el número de clips que se necesita para equilibrar con cinco caramelos.

  3. Recoge algunos de los juguetes favoritos de tu hijo, tales como coches, un oso de peluche, figuras del ejército o Legos. Haz que tu hijo adivine cuánto pesa cada uno. A continuación, puedes pesarlos en una báscula de cocina para ver lo cerca que estuvo.

  4. Coloca dos básculas de baño una junto a la otra. Haz que tu hijo se pare con un pie en cada escala para ver si puede distribuir su peso por igual en cada báscula. Puedes tomar un turno también, para un juego que ambos pueden hacer.

  5. Permite que tu hijo te ayude a pesar los ingredientes para una receta. Algunas recetas pedirán pesos en lugar de volumen. A veces es necesario pesar la harina o el azúcar para pasteles o para el pan, por ejemplo. Esto puede ser un poco incómodo, pero es una experiencia educativa.

Más galerías de fotos



Escrito por susan revermann | Traducido por andrés marino ruiz