Actividades para que los niños se orienten en una biblioteca

Puedes ayudar a tu niño un amor por los libros y la lectura que dure para siempre llevándolo a visitas periódicas a la biblioteca pública local. La gran mayoría de las bibliotecas públicas ofrecen una amplia variedad de materiales elegidos especialmente para los jóvenes, desde los niños pequeños hasta los adolescentes. Exponer a los niños a todo lo que está disponible en la biblioteca ayuda a proporcionarles las habilidades que necesitan para convertirse en buenos usuarios de la información.

Participa en programas de la biblioteca

Los programas de la biblioteca para niños y los cuentos ofrecen una introducción agradable a los libros y a la lectura. Estas actividades también permiten a tu hijo establecer una relación de amistad y una relación personal con el bibliotecario de los niños. Lee a tu niño de 1 ó 2 años de edad un cuento que tenga libros cortos, en los que participe con canciones, juegos manuales y rimas infantiles. La lectura de cuentos preescolares ayudan a los niños un poco más grandes a desarrollar su capacidad de atención exponiéndolos a libros con imágenes más complejas. La mayoría de los departamentos infantiles ofrecen programas de lectura de verano para todas las edades con incentivos a la lectura de un cierto número de libros. La participación en estos clubes de lectura ayuda a mantener a los niños entusiasmados con la misma y les anima a ampliar sus intereses mediante la lectura de libros o géneros que de otro modo no podrían haber elegido.

Solicita una tarjeta de la biblioteca

Las reglas varían de una biblioteca a otra, pero la mayoría permiten que los niños saquen libros, con la supervisión de un padre, desde una edad muy temprana. Tan pronto como tu hijo esté en condiciones, visita la recepción de circulación de la biblioteca para que pueda obtener su propia tarjeta de usuario. Anima a tu hijo a establecer buenos hábitos y a demostrar su responsabilidad como un usuario de la biblioteca. Asegúrate de que mantenga su tarjeta y los libros de la biblioteca en un lugar seguro, y de que devuelva los libros prestados rápidamente.

Utiliza el catálogo de la biblioteca

Ayuda a tu niño a familiarizarse con la sección de libros ilustrados señalando que los libros están ordenados alfabéticamente por el apellido del autor. Pídele que repita el alfabeto mientras recorre el área libros ilustrados. Él pronto será capaz de encontrar la ubicación de los libros de su autor favorito. Cuando tu niño comience a usar la sección que no sea de ficción para buscar sus temas favoritos, explícale que esta sección se organiza con un sistema de números organizados por tema. A medida que tu niño domine el uso de cada sección de la biblioteca, podrás asignar una búsqueda del tesoro literario para poner a prueba sus habilidades de localización de libros.

Utiliza el catálogo de la biblioteca

Utilizar el catálogo de la biblioteca es una habilidad clave para los niños, sobre todo a medida que avanzan en la escuela y que crecen sus necesidades de investigación. Anima a tu niño a que escoja un nuevo tema de interés o un nuevo autor para que lo busque cada vez que visite la biblioteca. Ayúdalo a escribir su tema en la pantalla de búsqueda en el catálogo informático de la biblioteca, y luego ayúdale a utilizar los resultados de búsqueda para encontrar los materiales en los estantes de la biblioteca. Los niños cuyos padres les dan el ejemplo buscando y sacando libros y otra información solos se convierten rápidamente en usuarios independientes de las bibliotecas. Anima a los niños en edad escolar a que consulten con el bibliotecario de referencia para que les dé sugerencias de lectura o para que los ayude a encontrar recursos relacionados con los proyectos de la escuela.

Más galerías de fotos



Escrito por gwen bruno | Traducido por luis alberto fuentes schwab