Actividades para niños sobre militares

Muchos padres militares reciben la orden de desplegar con una sensación de temor. Es doloroso explicar la necesidad de un deber militar a un niño o ayudar a hacer frente a meses de separación de mamá o papá. Mientras que un despliegue no es fácil, se puede aliviar la sensación de pérdida de tu hijo y ayudarle a sentirse conectado con su ser querido. Si el niño comienza a retirar o mostrar signos de depresión durante un despliegue, habla con tu proveedor de atención médica. Algunos niños necesitan asesoramiento con el fin de hacer frente a la separación de sus padres.

Antes de la partida

Compra un colorido mapa de papel del mundo para mostrarle a tu hijo todos los lugares que su padre visitará. Haz un viaje en familia a la biblioteca para investigar la cultura y el idioma del país al que el padre será enviado. Saca tu cámara y toma fotos de toda tu familia. Haz que el padre que está a punto de desplegar lea historias y grabe un mensaje especial para que el niño vea una vez que se vaya. Secretamente haz que hijo grabe un mensaje y haz que se lo presenten a mamá o papá en el día del viaje.

Cartas

En una época de teléfono y acceso a Internet al instante, escribir cartas puede parecer pasado de moda, pero el correo de papel proporcionará una importante conexión entre tu hijo y su padre. Los niños más pequeños pueden disfrutar de un árbol de cartas. Corta el tronco de un árbol y ramas de papel marrón y cuélgalo en la pared. Corta las hojas verdes a pocos centímetros de largo y pegarlas al árbol. Todos los días, o por lo menos una vez a la semana, haz que tu hijo escriba una nota a su padre en un lado de la hoja. Tu hijo esperará que la hoja regrese a él desde el exterior con una nota de mamá o papá en el otro lado. Dedica 15 minutos cada noche para que los niños mayores escriban cartas. Dales marcadores, lápices de colores y pegatinas para mantener las cartas divertidas.

Cuenta regresiva

Los meses de una despliegue pueden parecer interminables para un niño pequeño. Llena una jarra llena de caramelos para que cada día tu hijo coma un pedazo de caramelo. Él estará emocionado al ver que el número de caramelos en el frasco disminuye. O bien, haz una cadena de papel con un enlace para cada día del despliegue. Dale a tus hijos mayores un calendario para que puedan marcar los días ellos mismos.

Objetos reconfortantes

Nada puede sustituir a un abrazo de mamá o papá, pero algo suave y reconfortante podría ayudar. Pon una imagen del padre desplegado impresa en una manta o funda de almohada. Haz que tu hijo escriba recuerdos favoritos de eventos familiares en la fotografía. Para los niños pequeños, un muñeco con la cara del padre desplegado impreso en la cabeza podría ayudar. Rocía a la muñeca con la colonia o perfume de papá o mamá así el olor es familiar.

Más galerías de fotos



Escrito por carolyn robbins | Traducido por blas isaguirres