Actividades para niños con el hábitat de un pez dorado

Los peces dorados son mascotas de bajo costo para enseñar a los niños acerca de su hábitat. De acuerdo con la web BioKids de la Universidad de Michigan, los peces dorados residen naturalmente en las vías navegables en China que son turbias con sedimentos y materia vegetal. Comen casi cualquier cosa que ​​puedan encontrar, desde plantas y algas a insectos y peces en descomposición. Puedes utilizar los peces vivos para tu actividad sobre el hábitat, pero eso no es necesario.

Hábitat de un pez

Haz que los niños investiguen las vías naturales de agua en las que viven los peces dorados. Pueden crear un hábitat natural para que vivan los peces. Para ello se necesita un sustrato arenoso o grava pequeña, plantas vivas, y un filtro de flujo lento para simular el flujo natural del agua. Se necesitarán algunos químicos, porque el nivel de PH debe ser probado periódicamente para mantenerlo en un rango de 6,5 a 8,5. En su investigación, los niños deben descubrir a qué temperatura se debe mantener el agua y decidir si un calentador debe añadirse. Libros sobre el cuidado de peces y sitios web como BioKids serán útiles para hacer la investigación.

Diorama

Si no deseas la responsabilidad de los peces vivos, utiliza un diorama, ya que funciona igual de bien. Una vez más, los niños pueden hacer la investigación de las necesidades de hábitat de los peces y utilizar materiales para crear ese hábitat. Una caja de zapatos vacía sin la tapa puede servir de pecera o vía fluvial. Papel de construcción cortado en forma de plantas y peces se pueden pegar a la caja. También puedes ir a la tienda de artesanía con una lista de artículos necesarios para el hábitat y dejar que los niños elijan los suministros que necesitan para hacer que funcione.

Haz un viaje

Aunque el pez dorado naturalmente habita en las corrientes de movimiento lento y vías fluviales de China, puedes aprender mucho acerca de estos peces visitando un riachuelo o arroyo. Solicita a los niños explorar una vía de agua de movimiento lento local, después de investigar el hábitat de los peces. Pídeles que hagan comparaciones entre la corriente local y el hábitat de un pez dorado. Deberían notar que el fondo del agua es similar, hay plantas e insectos que viven en el agua. Incluso podrían encontrar peces que se parecen a un pez dorado.

Hazle una entrevista a un pez dorado

Esta es una buena actividad para dos o más niños. Los niños deciden quién será el pez dorado y quien será un reportero. De ti depende la cantidad de peces y reporteros que habrá. Todos los niños hacen su propia investigación sobre las necesidades de los peces, como donde viven, lo que comen y que depredadores tienen. El reportero compila una lista de preguntas que hacer sobre la base de la investigación. Cuando esté listo, el periodista le pregunta a los "peces dorados" las preguntas. Para concretar el proyecto, se puede hacer un informe escrito o carteles con la información.

Más galerías de fotos



Escrito por lynn anders | Traducido por jose fortunato