Actividades para leer las etiquetas de información nutricional

Es importante aprender a leer las etiquetas de información nutricional porque ésto te permite elegir alimentos saludables. Estas actividades te ayudarán a ti y a tu familia para que tengan más conocimiento de lo que constituye un buen alimento y uno malo. También puedes utilizar estos métodos en el ámbito escolar para aprender sobre la nutrición. La mayoría de los empaques de alimentos tiene una etiqueta de información nutricional, ésto te permite compararlos con otros.

Comparar etiquetas

Comparar etiquetas es algo que puedes hacer sola pero también es una gran manera para enseñar a los niños a leerlas, ya sea en el ámbito escolar o en casa. Para esta actividad necesitarás dos etiquetas de alimentos similares; el sitio web AskDrSears recomienda utilizar etiquetas de cajas de cereal. Elige dos tipos de cereales diferentes, uno que creas que es saludable y otro que estés segura que no lo es. Permite que la casa participante forme parte de la actividad, revisa las dos etiquetas y hablen sobre cual tiene más azúcar, grasa, calorías y vitaminas. Esta información te permitirá a ti y a tu grupo tomar una decisión sobre cuál es el cereal más saludable. Los niños mayores y adultos pueden discutir sobre el papel que la grasa, calorías, azúcar, sal, vitaminas y minerales juegan en relación a la salud y porqué deberían de incrementar o limitar su consumo.

Clasificar alimentos

Nutrition Explorations recomienda utilizar esta actividad con niños de secundaria, preparatoria y adultos como una manera de enseñarles lo que se debe buscar en una etiqueta de información nutricional al momento de comprar alimentos saludables. Para hacer esta actividad necesitas de 4 a 5 alimentos diferentes que tengan etiqueta. Los participantes deben clasificar los alimentos del más saludable al menos saludable, sin ver las etiquetas. Después de haber hecho la clasificación deben analizar las etiquetas de información nutricional para ver si su clasificación fue correcta. Para hacer una variación a esta actividad, pueden clasificar los alimentos en base a un componente específico de la etiqueta, como el que tiene más calorías al que tiene menos o el que tiene más vitamina A y el que tiene menos. Si tienes un grupo grande puedes hacer varios equipos pequeños para que puedan discutir más fácilmente conforme la actividad avanza.

Pregunta y respuesta

Una buena manera de asegurarte que los participantes que están aprendiendo sobre las etiquetas de información nutricional comprendan el material, es hacer una sesión de preguntas y respuestas. Para esta actividad forma parejas y dale una etiqueta a cada una para que hagan preguntas sobre ésta. Indiana University recomienda preguntas como "¿Qué puedes decirme de esta etiqueta de información nutricional?", "¿Cuántas piezas hay en el paquete en base al tamaño y número de porciones?" y "¿Cuánta grasa hay en media porción o en dos porciones y media?". Una vez que terminen las preguntas, las parejas deben ir con otras para responder las preguntas de los demás y también pueden discutir sus hallazgos.

Más galerías de fotos



Escrito por eliza martinez | Traducido por yarzeth ayala