Actividades infantiles para el Miércoles de Ceniza

El Miércoles de Ceniza se inicia 46 días antes de la Pascua y marca el inicio de la Cuaresma. Para muchos cristianos, la Cuaresma es un tiempo para contemplar el significado del sacrificio de Jesús en la cruz y su resurrección en la Pascua. Muchas iglesias católicas y protestantes tienen servicios especiales el Miércoles de Ceniza. Las actividades para niños podrían incluir colocar cenizas en la frente como lo hacen muchos adultos, además de las actividades que explican el significado de la Cuaresma y del Miércoles de Ceniza.

Las cenizas de la tristeza

Las palmas del Domingo de Ramos del año pasado se convierten en cenizas utilizadas durante el Miércoles de Ceniza el año siguiente. Una pasta de cenizas se hace agregando unas gotas de agua y una gota de aceite. Tu hijo puede ayudar a mezclar las cenizas con el agua y el aceite. Explícale que, según la Biblia, Jesús fue bautizado en el agua y, después de su resurrección, él ordenó que todos los creyentes fueran bautizados. El aceite fue un símbolo de bendición y unción, así que representa la bendición de Dios sobre la humanidad a través del sacrificio de Jesús y la unción para el servicio como creyentes. Discute el relato bíblico de la crucifixión de Cristo, donde muchos de los que le clamaban a Jesús el Domingo de Ramos lo abandonaron cuando fue arrestado y crucificado.

Levadura

En el Antiguo Testamento, la levadura era un símbolo del pecado. En la fe judía, antes de la Pascua, se barre la levadura de la casa para representar la renuncia del pecado antes del sacrificio del cordero pascual, el precursor de Jesús. La Cuaresma es un período donde los cristianos preparan sus corazones para la Pascua, renunciando al pecado. Tu hijo puede usar una pluma para desempolvar su corazón para recordarle no pecar. Utiliza una receta normal de pan de levadura para hacer el pan con tu hijo. Demuestra de qué manera la levadura hace que el pan crezca, ya que el pecado puede dar lugar a consecuencias negativas.

Sacrificio

Para los cristianos, Jesús fue el cordero final del sacrificio, dando su vida para que los pecados del mundo puedan ser perdonados y reconciliar a Dios con la humanidad. La cuaresma suele estar marcada por sacrificar algo de lo que el creyente goza para dar paso a más tiempo de oración, de servicio y de ahorro económico que se puede dar como limosna. Pregúntale a tu hijo, "¿A qué estás dispuesto a renunciar en la Cuaresma para demostrar que entiendes el sacrificio de Jesús? Da una comida rápida y comienza el sacrificio cuaresmal". Explícale que el sacrificio debe ser algo importante, al igual que la muerte de Jesús era importante. Oren juntos para que Dios use el Miércoles de Ceniza y la Cuaresma para hacer sus prácticas de fe más importantes.

Servicio

Las actividades de Cuaresma a menudo incluyen el servicio a los demás, como Jesús lo hizo. En el Miércoles de Ceniza, se puede elegir un proyecto de servicio para hacer juntos, como llevar alimentos a una despensa de alimentos, empacar artículos de higiene para distribuirlos en un refugio para personas sin hogar o donar ropa a un refugio local. Recuérdale a tu hijo: "Jesús nos dice que debemos servir a los demás, lo que hace una diferencia positiva en las vidas de los demás".

Más galerías de fotos



Escrito por kathryn rateliff barr | Traducido por katherine bastidas