Actividades para enseñar a los niños acerca de cultivos orgánicos

Presentar a los niños la agricultura ecológica hace que conozcan a su comunidad y el valor de los alimentos que han crecido de una manera saludable. Entender los hábitos alimenticios saludables establece a los niños para una vida de buenas opciones de comida. Además, los chicos que tienen una mano en el cultivo y la elección de sus alimentos son más propensos a comer alimentos que de otro modo podrían pasar por alto.

Visita una granja

Llévalos a una granja orgánica de la zona. Muchos ofrecen excursiones y algunos dejan que recojan y compren frutas y vegetales para llevarse a casa. Caminar por una granja le da a al niño la oportunidad de ver de dónde vienen los alimentos que compras en la tienda. Él puede ver los elementos que nunca había visto antes y tal vez incluso probarlos. Si una granja orgánica no está cerca, busca un mercado de agricultores. El niño no será capaz de ver el proceso de cultivo, pero puede echar un vistazo a nuevas frutas y verduras y probar productos.

Prueba del sabor

Mucha gente dice que los alimentos orgánicos tienen un sabor diferente a los que no son orgánicos. Una prueba de sabor simple puede darle al niño la oportunidad de decidir por sí mismo. En la tienda, compra un par de diferentes frutas y verduras. Coge uno de la sección orgánica y uno de la sección regular. Córtalos y haz que él vea, sienta y pruebe. Incluso si no puede discernir la diferencia en el sabor, se puede notar que los productos orgánicos tienen un aspecto diferente. Habla acerca de cómo los productos orgánicos podrían ser más seguros porque se cultivan sin productos químicos.

Cultiva un jardín

Incluso si sólo tienes un área pequeña, cultivar algunas frutas o verduras es una actividad que le permite al niño a aprender acerca de la agricultura orgánica. Compra semillas orgánicas en una tienda de jardinería. Si no tienes un lugar para plantarlas, toma un par de macetas del patio y un poco de tierra para estas. Sigue las instrucciones que vienen en el paquete de semillas con relación a la profundidad para plantar las semillas. Muéstrale cómo meter las semillas en la tierra, cómo cubrirlas y regarlas. Debes estar atento a los brotes y al cuidado de las plantas hasta que puedas cosechar los deliciosos beneficios que obtendrás después de un par de meses. Si lo prefieres, ayuda en un jardín comunitario o escuela para beneficios similares.

Únete a una cooperativa

Muchas ciudades ofrecen a la agricultura ecológica cooperativas. Por una cuota, se entrega a tu puerta una cesta semanal o una bolsa de temporada y productos locales. Comer esos alimentos en lugar de productos no orgánicos ayuda al niño a entender que los alimentos no siempre están disponibles todo el año y que los productos que compras en el supermercado podrían haber sido enviados desde muy lejos. A menudo, esto requiere tratamientos no orgánicos para que no se deterioren.

Más galerías de fotos



Escrito por eliza martinez | Traducido por mariana van der groef