Actividades sobre los conceptos de rapido y lento para estudiantes de preescolar

Los preescolares tienen una enorme cantidad de energía y a menudo están en constante movimiento. También son atraídos naturalmente por ritmos y música. ¿Por qué no utilizar esa vitalidad y amor por la música para enseñar a tu niño en edad preescolar sobre el concepto de rápido y lento? Incorporar algunas actividades de aprendizaje en tu tiempo de juego, puede ayudar a su pequeño a desarrollar un entendimiento de juego de opuestos.

Bailando al compás

Cuando los niños escuchan música, a menudo no pueden ayudarse a sí mismos y empezar a moverse al compás. Dile a tu preescolar que vas a tener una fiesta de baile y una variedad de música con ritmos diferentes. Empieza con una canción con un ritmo rápido, optimista y baila con tu hijo. Señala cómo esta canción te hace querer moverte con rapidez. Señala cómo esta canción te hace querer moverte más rápidamente. Después reproduce a una canción que tiene un ritmo más lento y observa como cambian los movimientos de tu pequeño. Puedes encontrar canciones que tengan un cambio de ritmo y pedirle a tu niño que escuche la música y decida si va ir más lento o rápido mientras baila.

Instrumentos caseros

Los niños no tienen que moverse según la música con el fin de aprender sobre el concepto de rapido y lento, también lo pueden crear. Ayuda a tu hijo a hacer una variedad de instrumentos caseros. Por ejemplo, llena una botella de plástico con arroz o frijoles para crear una maraca o usa un envase de plástico con tapa vacío como un tambor. Después utiliza tus instrumentos a medida que cantas canciones familiares o reproduces música. Anima a tu niño en edad preescolar a agitar o batir en su instrumento al ritmo de la música. Cuando la música es rápida, puedes tocar su instrumento con un ritmo rápido y después despacio cuando la música se hace más lenta.

Diversión en el área de juego

El patio es un buen lugar para aprender sobre el concepto de rapido y lento mientras que tu niño en edad preescolar se mueve en una variedad de maneras. Señala los tiempos cuando se está moviendo rápido o lento mientras juega. "Cuando encojes fuertemente tus piernas, te balanceas rápido, y cuando te detienes, tu balanceo se ralentiza". Pídele que corra rápido a través del patio de recreo, o se mueva lentamente mientras se balancea al borde de una pared baja.

Acciones de animales

Los preescolares también aman fingir, así que realiza un juego de imaginación con tu pequeño. Primero pídele que nombre algunos animales que se mueven rápidamente y ayúdale a que los liste tales como guepardos, caballos o colibríes. Después observa si puede recrear animales de desplazamiento lento como caracoles o tortugas. Después llama a diferentes nombres de animales y finge moverte como cada uno. Recuérdale si el animal está que está fingiendo es rápido o lento e imita los movimiento a medida que juegan juntos.

Más galerías de fotos



Escrito por stacey chaloux | Traducido por valeria garcia