Actividades para aumentar la fuerza física de los niños pequeños

Los niños pequeños necesitan un ejercicio regular para estar saludables y fuertes, así como también para evitar enfermedades y malestares. Tu niño pequeño necesita unos 60 minutos de ejercicio cada día, según los Centers for Disease Control and Prevention. Esto no significa que tu niño necesite correr en una cinta o sudar a lo largo de cada ejercicio de DVD. De hecho, puede que haga toda esa actividad a través de juegos durante todo el día. Incorpora algunas nuevas actividades a la rutina diaria y el estará construyendo fuerza física al mismo tiempo.

Actividades en la zona de juego

Lleva a tu niño a la zona de juegos y estará construyendo fuerza (no importa lo que haga). Balancearse construye los músculos de las piernas y del estómago, y trepar la escalera para el tobogán desarrolla todo el cuerpo. Ayuda a tu niño pequeño a superar el pasamanos para construir fuerza en sus brazos y en el tren superior de su cuerpo. Simplemente corriendo alrededor de la zona de juegos estarás estimulando el crecimiento de los músculos del niño, los cuales pueden hacer más fuerte a todo su cuerpo. Anímalo a que vaya al tobogán, a que corra a través de los puentes en suspensión y que cave en la arena (cada una de estas actividades ayuda a construir fuerza).

Juego libre

Deja que tu hijo se arrastre con sus juguetes y se entretenga. Según Mary Mayesky, autora de "Creative Activities for Young Children", jugar con sus muñecos anima al crecimiento de la fuerza física. A medida que apila bloques, está mejorando sus habilidades motoras finas y gruesas, lo que se traduce en una mayor resistencia. Asimismo, Mayesky notó que cuando el niño arroja una pelota o recoge los muñecos, también está construyendo fuerza física. Anímalo a que conduzca sus autos a través del piso de la cocina o pretende que cocine alimentos con su juego de comida. Cualquier tipo de actividad libre ayuda a que aumente su fuerza un poco a la vez, lo cual añade grandes avances en su desarrollo muscular general.

Actividades estructuradas

Muchos centros de recreación ofrecen actividades de ejercicios estructurados para niños pequeños .Esto puede variar desde la introducción a las clases de deportes hasta enseñarle a tu niño cómo arrojar o patear una pelota, clases de música y de danza. Tu niño puede disfrutar de una clase de karate o de una clase de volteretas también. Inscríbelo en una de estas actividades estructuradas para ayudarlos a fomentar el ejercicio y a desarrollar la fuerza física. Las repeticiones de movimiento que se requieren para hacer un deporte o para ejecutar cierto movimiento de danza ayuda a construir fuerza muscular.

Actividades adicionales

Deja que tu niño salte en charcos o se balancee en los bordes de los caminos mientras tu haces una caminata. Los niño pequeños naturalmente se ven atraídos por hacer estas cosas, de cualquier manera, ayudan a mejorar el equilibrio, la coordinación y el desarrollo muscular. Anima a tu hijo para que cave en la tierra, para que juegue en el barro, para que chapotee en una piscina o para que dibuje con tizas de colores. Cada una de estas actividades es entretenida para ellos, pero mientras se mueva alrededor, estará mejorando su fuerza y ganando habilidades motoras finas y gruesas a la vez.

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por stefanía saravia