Cómo usar el aceite marroquí

El aceite marroquí, también llamado aceite de argan, proviene de un árbol frutal que crece principalmente en el sur de Marruecos. Es uno de los aceites más raros y caros del mundo, pero sus beneficios de belleza valen la pena su costo. Este aceite contiene ácidos grasos que alivian la piel seca, humectan el rostro e hidratan el cabello estresado. Hace milagros en cualquier parte del cuerpo, por lo que verás una mejora sin importar cómo lo uses.

Nivel de dificultad:
Fácil

Necesitarás

  • Peine de dientes anchos
  • Gorra de baño
  • Toalla
  • Medias
  • Bronceador o base
  • Humectante
  • Jugo de limón
  • Extracto de vainilla
  • Azúcar morena
  • Miel
  • Yogur griego

Instrucciones

  1. Agrega una cucharadita de aceite marroquí al agua del baño y luego sumérgete en el mismo el tiempo que desees. Este aceite ayuda a suavizar la piel.

  2. Aplica unas gotas del aceite sobre tu piel cuando está húmeda. Masajea el aceite en la piel con movimientos suaves y circulares.

  3. Frota unas pocas gotas de aceite marroquí en el cabello seco y luego aceita un peine de dientes anchos para distribuirlo en forma uniforme. Espera a que el aceite penetre en el cabello hasta por diez minutos y luego enjuágalo en la ducha y lava con champú en forma usual. Para un acondicionamiento profundo, ponte una gorra de baño después de aplicar el aceite y luego humedece una toalla con agua caliente y envuélvela alrededor de la cabeza. Espera hasta una hora y luego enjuaga. Alternativamente, puedes aplicar el aceite después de lavarte con champú. Espera a que el aceite penetre durante cinco minutos y luego enjuágalo.

  4. Usa varias gotas de aceite como un humectante para el rostro y para el cuello. Aplica el aceite en la mañana o en la noche después de limpiar tu rostro.

  5. Frota un poco de aceite marroquí en los pies sobre la noche y luego ponte un par de calcetines. Déjalos puestos mientras duermes. Despertarás con los pies más suaves.

  6. Combina una o dos gotas del aceite con un bronceador o con una base. Aplica el maquillaje en la forma habitual par obtener un brillo de aspecto natural.

  7. Agrega hasta 20 gotas de aceite marroquí a tu humectante diario habitual y luego mezcla bien. Aplica el humectante a diario, en la forma habitual.

  8. Combina partes iguales de aceite marroquí y jugo de limón fresco y luego frota la mezcla sobre tus uñas. Alternativamente, puedes sumergir las uñas en la mezcla hasta por 15 minutos una vez por semana.

  9. Mezcla varias gotas del aceite con una o dos gotas de extracto de vainilla y una pizca de azúcar morena. Frota la solución sobre tus labios para suavizarlos y exfoliarlos.

  10. Haz una mascarilla facial combinando tres gotas de aceite marroquí con una cucharada de miel, una cucharada de jugo de limón fresco y 3 cucharaditas de yogur griego. Masajea la mezcla en tu piel y enjuaga después de 10 minutos.

Consejos y advertencias

  • Si el aceite marroquí es demasiado costoso, considera usar el aceite de coco como una alternativa. Este ofrece muchos beneficios similares.
  • Si lo usas frecuentemente el aceite marroquí puede tapar los poros y causar granos. Limita el uso del producto si tienes la piel grasa.

Más galerías de fotos



Escrito por melissa king | Traducido por alejandra prego