Aceite de geranio para el cuidado de la piel

El aceite de geranio es un aceite esencial destilado del tallo y las hojas de la planta del mismo nombre, que no debe confundirse con su pariente cercano, el geranio rosa. Una vez valorado por los antiguos egipcios por sus cualidades para mejorar la piel, este aceite ha hecho su camino en una serie de productos del cuidado de la piel hoy en día. Utiliza el aceite por sí mismo para tratar el acné, el eccema, la celulitis, las estrías, las cicatrices y la piel seca.

Cómo aplicar

Aplica el aceite esencial de geranio puro (sin aceite portador) poniendo unas pocas gotas en un pedazo de algodón y aplicando directamente sobre el área afectada. El aceite esencial tiene numerosas aplicaciones de aromaterapia: agrégalo a lociones, aceites corporales, baños y champús o acondicionadores. Para quienes sufren de acné, se ha demostrado que dicho aceite disminuye la producción de sebo y regresa la piel a su equilibrio normal, mientras que sus propiedades de curación de heridas limpian la piel de marcas y cicatrices de acné. Unas pocas gotas diluidas en champú ayudan a aliviar los problemas del cuero cabelludo, tales como el eccema o la soriasis, y una o dos gotas aplicadas directamente a un herpes labial pueden acelerar la curación.

Más galerías de fotos



Escrito por tara thomas | Traducido por arcelia gutiérrez