El aceite de almendras, de oliva y aguacate

Los aceites que se extraen de diversas frutas y verduras tienen una larga historia de uso en muchas culturas, tanto para fines tópicos como dietéticos. El aceite de almendra, de oliva y de aguacate son sólo tres de los muchos aceites disponibles que se pueden utilizar de muchas maneras. Cada una de estas extracciones es más adecuada para usos tópicos específicos, tales como para la piel y el cabello, y se pueden utilizar para cocinar para contribuir a los beneficios de la salud individual y a dar sabor a los platillos.

Aceite de almendra

El aceite de almendras está disponible en dos variedades: la amarga y la dulce. La amarga a veces se utiliza en la producción de aceites para cocina y licor de almendras, pero contiene cianuro y no debe consumirse en grandes cantidades. Las mujeres embarazadas y lactantes deben evitar el aceite de almendra amargo. La dulce no contiene cianuro y son seguras para el consumo. El aceite de almendras dulce es rico en vitamina E, ácidos grasos monoinsaturados, proteínas, fibra, calcio y magnesio.

Aceite de oliva

El aceite de oliva es producido directamente de la pulpa de la aceituna y requiere un mínimo de procesamiento para elaborarse. Generalmente contiene poco o nada de aditivos. Como el calor puede debilitar el sabor y beneficios para la salud, el aceite de oliva debe ser almacenado a temperatura ambiente y comerse crudo o cocido a fuego bajo. El aceite de oliva contiene vitamina E y ácidos grasos monoinsaturados. El alto contenido de grasa del aceite de oliva puede provocar que envejezca rápidamente y debe utilizarse dentro de los seis meses después de abierto.

Aceite de aguacate

El aceite de aguacate es prensado en frío, por lo que no daña el sabor o el contenido nutricional del aceite resultante ni produce ningún daño oxidativo. El aceite de aguacate tiene un sabor muy suave y resiste bien al calor, por lo que es un aceite de cocina útil y saludable. Este aceite también contiene vitamina E y grasas monoinsaturadas. Este producto también es rico en clorofila y otros fitoquímicos, muchos de los cuales aún no han sido plenamente comprendidos.

Comparación de uso

La vitamina E es un componente clave en la creación y mantenimiento de la piel y del cabello, por lo que estos tres aceites son útiles en tratamientos tópicos. La presencia de grasas monoinsaturadas en cada uno significa que penetran la piel más profundamente. El aceite de aguacate contiene la mayor cantidad de grasas monoinsaturadas, seguido por el aceite de oliva y el de almendras. Además de los beneficios tópicos, las grasas monoinsaturadas contribuyen a la salud del corazón y a disminuir el riesgo de enfermedades del corazón. El aceite de almendras dulce tiene un olor natural agradable y se usa comúnmente como base para aceites de masaje y aromaterapia. El alto contenido de fibra, proteína y minerales también le dan un contenido nutricional ligeramente más equilibrado, por lo que lo hace ideal después de los otros dos aceites.

Más galerías de fotos



Escrito por jonathan thompson | Traducido por xochitl gutierrez cervantes