5 razones para comer arándanos

Los residentes de los Estados Unidos consumen más de 50 millones de toneladas de arándanos cada año, de acuerdo con estadísticas de 2005 recopiladas por el U.S. Department of Agriculture. Los arándanos son un súper alimento rico en una serie de nutrientes que potencian la salud, incluyendo vitamina C, fibra dietética y antioxidantes, que proporcionan al cuerpo un puñado de razones para comerlos.

Fibra

La fibra dietética es una forma de carbohidrato que no es digerida completamente por el cuerpo. Según el National Fiber Council, la fibra dietética tiene una serie de beneficios para la salud, desde la reducción de tu riesgo de enfermedad cardíaca a una digestión y evacuaciones saludable. Una porción de 1 taza de arándanos contiene cerca de 4 g de fibra dietética; aproximadamente el 25 por ciento de las necesidades diarias de un adulto, según el USDA.

Vitamina C

La vitamina C tiene un número de funciones en el cuerpo, incluida la mejora de la función del sistema inmune y la ayuda en la formación de nuevas articulaciones, ligamentos y otros tipos de tejido conectivo. Una porción de 1 taza de arándanos tiene 14 mg de vitamina C. La ingesta diaria recomendada de vitamina C es de 90 mg para los hombres adultos y 75 mg para las mujeres adultas, de acuerdo con la Office of Dietary Supplements.

Antioxidantes

Los antioxidantes son compuestos en las frutas frescas, los granos enteros y los vegetales que protegen a las células del cuerpo contra daños. Los antioxidantes ayudan a reducir el riesgo de enfermedades crónicas, tales como enfermedades del corazón y ciertos tipos de cáncer. El U.S. Highbush Blueberry Council dice que los arándanos son una de las fuentes alimentarias más potentes de antioxidantes.

Enfermedad de Alzheimer

La enfermedad de Alzheimer es una forma común de demencia en los adultos mayores. Una revisión publicada en 2010 en la revista "Scientific American Mind", señaló que varios estudios han encontrado que el extracto de arándano ayuda a prevenir la acumulación de placa en las células cerebrales que contribuyen al desarrollo de la enfermedad de Alzheimer.

Insulina

Ser sensible a la hormona de la insulina es un síntoma principal de la diabetes tipo 2. Un estudio en animales publicado en 2009 en "The Journal of Nutrition" descubrió que una dieta rica en arándanos ayudó a aumentar la sensibilidad a la insulina en ratas diabéticas. Sin embargo, ningún estudio en humanos ha confirmado estos resultados.

Más galerías de fotos



Escrito por ryan devon | Traducido por eva ortiz